Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Más información

Testimonio Narcis Villodre | 23 años

MAYO 2020

Assim que as coisas se acalmaram, voltei ao trabalho. Crianças e eu ficamos felizes em nos ver de novo. E o tempo ajudou-nos a passar um tempo juntos fora da casa. Retomamos tudo de novo: trouxe a guitarra para tocarmos música no jardim, voltamos aos jogos de ping-pong, eles também adoram brincar com o skate. Por isso, os últimos dias foram maravilhosos e sinto-me útil novamente para interagir com as crianças. O verão está quase aqui!

Esta segunda-feira voltaram a estudar por algumas semanas, por isso vou buscá-los na escola. Também é bom definir alguns hábitos de rotina novamente.


 

FEBRERO 2020

Febrero fue la segunda oportunidad para el proyecto. Me mudé a otro lugar de trabajo, así que estoy empezando a conocerme de nuevo. Las buenas vibraciones en el nuevo ambiente y la vida en casa con otros voluntarios no podrían ser mejores. La actividad principal del mes era el Carnaval. Fuimos al evento de Torres Vedras. Nos disfrazamos, nos involucramos con la comunidad y compartimos buenos momentos con los voluntarios. Me gusta la forma en que se celebra el carnaval aquí en Portugal.

NOVIEMBRE 2019

Todavía nos estamos asentando en Portugal y en la vida cotidiana lusitana. Ya nos unimos a algunas tradiciones culturales como la de Magusto. Organizamos un evento en el trabajo con todos los niños y niñas y sus familias. Fue muy agradable probar la comida tradicional e involucrarse en la comunidad.
También celebramos el Día Internacional de España y Rumania y nos dieron mucha información interesante y comida original de cada país. Estos días tenemos la oportunidad de entender la diversidad en Europa y el crecimiento de la nueva generación de jóvenes. Está siendo un gran momento en Lisboa y estoy experimentando todo lo que esperaba relacionado con la educación de los niños, el aprendizaje de una nueva cultura y  se está creando una enorme red de  voluntarios y voluntarias.

OCTUBRE 2019 

El primer mes ya está hecho y el tiempo pasa rápido. Pronto nos convertimos en una familia como compañeros de piso y también con otros voluntarios. La convivencia y el estilo de vida son las cosas más importantes. Así que tratamos de sentirnos bien entre nosotros y también de ser parte de la comunidad local.

Desde el primer día me sentí muy bien recibido y eso hizo que todo fuera más fácil con el tiempo. Admiro a otros voluntarios y ya puedo decir que este va a ser un proyecto creativo y activo. Fuimos a surfear, a tocar música, a sacar nuestra creatividad, a escribir, a dibujar y a pintar, a viajar, a conocer gente y culturas diferentes, a adaptarnos al ritmo de Portugal y a formar parte de una gran familia.

Los primeros días en el trabajo están siendo muy duros debido al trabajo que hacemos, pero los educadores y compañeros de trabajo me están ayudando a sentir más confianza día a día. Va a ser un gran proceso de aprendizaje y ya estoy adquiriendo conocimientos útiles. Estamos asistiendo a diferentes actividades, como clases de portugués con otros voluntarios locales que nos ayudan a aprender más rápido e intercambiar experiencias con diferentes personas. También estamos aprendiendo diferentes idiomas gracias a la vida intercultural en nuestro piso. La semana pasada estuvimos celebrando Halloween con los compañeros de piso, cenando, con música y realizando algunas actividades al aire libre durante el puente.

Estoy muy motivado para que este proyecto de voluntariado sea útil y esperanzador para mí y para las personas con las que trabajo.


El apoyo de la Comisión Europea para la elaboración de esta publicación no implica la aceptación de sus contenidos, que es responsabilidad exclusiva de los autores. Por tanto, la Comisión no es responsable del uso que pueda hacerse de la información aquí difundida.

Narcis Villodre